miércoles, 24 de marzo de 2010

Concierto de Calle 13 en La Habana.

FOTOS: Blog Fotos desde Cuba.

El grupo puertorriqueño Calle 13 estremeció el martes 23 de Marzo al emblemático Malecón de La Habana, donde más de 500.000 personas bailaron y corearon los éxitos de "Residente" y "Visitante" durante las dos horas que duró su primer concierto en Cuba.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Sacame de una duda, el blog de Yoani, ya no furula? llevo 3 semanas queriendo leerla y me es imposible!

Anónimo dijo...

El blog de Yoani ya no furula? sacame de la duda!

maria c. dijo...

Si furula como dices, pero tiene mas de 5500 lectores y por lo general esta lento,
Sobre el concierto de calle 13 en la Habana es solo una muestra mas de la obsecion por lo extrajero ya que estan encerrados y rodeados de mar por todas partes!
ese es un grupo mediocre en busca de fama gratis, a que el gobierno nunca le dio permiso a Celia Cruz una de nuestras mas grandes glorias para cantar alla?
a Willie Chirino etc?
Nuestro muindo esta lleno de tontos utiles!

MARIA C. dijo...

Rabindranath Tagore: “Rimas y Aforismos”

El próximo jueves 18 de marzo se cumplen 7 años del arresto arbitrario de 75 pacíficos propulsores de la democracia en nuestro país. Como es habitual han sido demonizados por el poder omnímodo. La demonización ha sido el recurso utilizado por los que gobiernan la Isla de forma totalitaria en los últimos 50 años. Recordemos cómo en la década del 60, del siglo pasado, los que disentían fueron denominados “gusanos”. Con ese calificativo los despojaban de su condición humana y podían exhortar a que fueran aplastados sin contemplaciones.

Una larga lista de términos peyorativos ha engrosado el léxico con que se designa a los opositores: traidores, vende patria, escoria, mercenarios y anexionistas, entre otros. A lo que se le añade denigrarlos con el infamante estigma de la delincuencia. Al tener el control absoluto de la sociedad e instituciones pueden crear falsos antecedentes penales con delitos comunes. Con esto pretenden descalificarlos ante la opinión pública nacional e internacional en su acción política.



La debacle del sistema gobernante es de tal magnitud que el Partido Comunista de Cuba no ha podido hacer –después de vencidos dos períodos sin realizarlo- su Congreso. La realidad es que no tiene plataforma programática, ni plan creíble para discutir con sus propios militantes y presentarlo a la sociedad. Por eso el malestar y las demandas de cambios estructurales cobran fuerza.



En este contexto quieren demostrar firmeza. Se manifestó al dejar morir de hambre, en su huelga por mejoras carcelarias, a Orlando Zapata Tamayo. Ante el rechazo del mundo, por esa salvajada, comenzó el proceso para degradarlo después de muerto. Quieren hacer creer que era un delincuente común, lo tildan de mercenario que se dejó manipular. Esto no se sostiene ante su voluntad inquebrantable hasta la muerte y el despliegue represivo realizado para que no se le rindiera homenaje.

Con la característica prepotencia demostrada, pensaron que al dejarlo morir detendrían éste tipo de protesta. Actuaron con la misma alevosía que los llevó a fusilar, sumariamente, a tres ciudadanos que robaron una embarcación y evitar así que se produjera un éxodo masivo. Lo que no se imaginaron es que un ciudadano libre tomaría la decisión de ocupar la posición de Zapata Tamayo. El licenciado Guillermo Fariñas Hernández en su vivienda, sin ingerir alimentos ni agua, deja al régimen desnudo en el tejado, con toda su miserable escualidez moral a la vista del mundo. La absurda e irracional conducta gubernamental está asociada con el síndrome de su final. La rigidez, ante las justas demandas de un hombre que ayuna en su vivienda, nos revela lo frágil e inseguro que está el poder.

El gobierno ha proyectado hacia afuera altruismo y justicia. Pero sólo es una engañifa para el mundo. Lo comprobamos en el parque en honor al escritor francés Víctor Hugo, situado entre las paralelas de las calles H-I y 19-21 en el municipio Plaza, en Ciudad de La Habana. Aquí se encuentra un monumento en memoria de los irlandeses que murieron en huelga de hambre. Las palabras de Fidel Castro, inscriptas en la tarja, hoy golpean a su régimen como un boomerang de bronce:



LA TOZUDEZ, LA INTRANSIGENCIA, LA CRUELDAD, LA INSENSIBILIDAD ANTE LA COMUNIDAD INTERNACIONAL DEL GOBIERNO BRITANICO FRENTE AL PROBLEMA DE LOS PATRIOTAS IRLANDESES EN HUELGA DE HAMBRE HASTA LA MUERTE, RECUERDA A TORQUEMADA Y LA BARBARIE DE LA INQUISICIÓN EN PLENA EDAD MEDIA ¡TIEMBLEN LOS TIRANOS ANTE HOMBRES QUE SON CAPACES DE MORIR POR SUS IDEAS, TRAS 60 DIAS DE HUELGA DE HAMBRE! AL LADO DE ESTE EJEMPLO ¿QUE FUERON LOS TRES DIAS DE CRISTO EN EL CALVARIO, SIMBOLO DURANTE SIGLOS DEL SACRIFICIO HUMANO? ¡ES HORA DE PONER FIN, MEDIANTE LA DENUNCIA Y LA PRESION DE LA COMUNIDAD MUNDIAL, A ESA REPUGNANTE ATROCIDAD!


FIDEL CASTRO 18-08-1981

68 CONFERENCIA DE LA UNION INTERPARLAMENTARIA



A TODOS LOS HOMBRES Y MUJERES QUE LUCHARON POR LA INDEPENDENCIA DE IRLANDA

JOSE LUIS dijo...

POR FAVOR CUBANO SOL
RETRATANOS ESE MONUMENTO O PLACA DE BRONCE CON LAS PALABRAS DEL MENTIROSO MAYOR
DEL SIGLO 20

Anónimo dijo...

MARIA C, calle 13 tiene letras mordaces y simpáticas, hacen crítica social a partir de una estética urbana.
En su género, que es reggaeton, hip hop, son muy buenos.
Viva Calle 13!
Industriales Campeón!!!!

maria c. dijo...

anonimo, al menos da tu nombre como yo y como Claudia quien desde Cuba escribe esto con valentia!
Nadar entre dos aguas y sin ahogarse
Quedar bien con dios y con el diablo es muy difícil, aunque no imposible. Si alguien lo duda puede preguntárselo a los muchachos de Calle 13, ellos tienen la fórmula. Así, por ejemplo, invitaron a tocar a Aldo de Los Aldeanos, pero nadie le dio al rapero una credencial, ni tampoco estuvo en la guagua con el resto de los músicos, de manera que cuando llegó al concierto los de seguridad no lo dejaron pasar. Sin embargo, nadie podría decir que los reggetoneros hayan sido cómplices de censura, ni siquiera testigos silenciosos de la misma. Cantar temas contra la Oficina de Intereses de Los Estados Unidos en La Habana y por los derechos de todos en Miami también funciona, si bien es menos sutil. Por último, tirarse fotos con las mujeres de los cinco compañeros del Ministerio del Interior encarcelados en Estados Unidos y apoyar a las Damas de Blanco desde Puerto Rico, les da el toque cínico que nuestra superficialidad puede, a pesar de todo, perdonar.

Quizás “Residente” y “Visitante” creyeron –una pizca de ingenuidad para triunfar en el mercado de la “política musical”- que los cinco eran prisioneros políticos o de conciencia, ya que luego declararon –del lado de allá del charco- que se habían reunido con familiares de hombres encarcelados por sus ideas aquí en Cuba. Debe ser muy triste para un periodista condenado a veinte años de privación de libertad por sus escritos escuchar tan falseadas confesiones.

Por supuesto que todas estas reflexiones no se necesitan para darle duro a la cadera a la hora de bailar reggaetón, ese era el objetivo del grupo en la isla, y lo cumplió.

Virginia dijo...

Porque calle 13 no se reunio con las Damas de Blanco? o con Fariñas, son unos cinicos como dice Claudia!

Daichel dijo...

El concierto estuvo bueno aunque algunos como los que aki plantean no les gustara, por la envidia, ah y FIDEL CASTRO RUZ no es el mentiroso del siglo 20 sino una de las figuras mas importantes lo que algunos "cubanitos ciegos" que porque viven en United States y tienen 3 centavos mas que los que estan aki en Cuba creen que son alguien para criticarlo, medriocressss.....